Viernes, 27 de abril de 2018 4:50 AM

Parque avileño acechado por el deterioro

Casi con la misma velocidad que un chasquido de los dedos Ciego de Ávila se acerca a la primera década de funcionamiento del Parque de la Ciudad. La transformación de aquella área de la capital avileña evidenció que los pueblos pueden cambiar sus entornos para que la vida les fluya con armonía, salud y progreso.

inter parque ciudad deterioro iNohema DíazBasurero y pastizal de equinos: nada concuerda con la belleza que amerita el ParqueLo que no está escrito en ese proceso renovador, aunque se cae de la mata, es la urgencia de proteger lo que tanto cuesta. Hoy duele demasiado que esa zona, con posibilidades de ser una significativa atracción turística, haya caído en el marasmo, víctima de malos constructores, indolentes contaminadores e incompetencia de quienes deciden en las posibilidades para su comercialización.

Con anterioridad se ha informado sobre las perspectivas de desarrollo de toda esta área, un aliciente de envergadura, aunque se contradice con algo que hoy castiga el rostro sin que se pueda esquivar el golpe: un espacio tan amplio amerita su máximo aprovechamiento. No obstante, las acciones implican el orden lógico de construir y luego cuidar lo hecho.

El verano pasado fueron inauguradas algunas obras, las más atractivas fueron dos piscinas destinadas a la infancia, en las proximidades del restaurante El Avión. Funcionaron a medias, entre otros detalles, por mala calidad en la terminación. Vergüenza debía darles a quienes allí laboraron la situación del piso, rugoso y dañino para los usuarios de aquellos días iniciales, en una de las albercas.

No lejos de allí nació El Pesquero, cuya principal atracción radica en la posibilidad de que los menores acudan con sus padres y tengan la oportunidad de ejercitarse en una actividad primaria del ser humano: capturar peces, pero la construcción de los estanques no fue con la calidad requerida, sobre todo, de las tilapias, necesitado de relleno por uno de sus extremos para protegerlo de las crecidas del lago aledaño.

inter parque ciudad deterioroNohema DíazNi las cañadas que botan aguas de albañales tienen este aspectoSi tenemos en cuenta que esa parte tiene a los niños en la preferencia ¿cómo explicar entonces la escasa venta de confituras y la ausencia de servicios sanitarios?

Otro detalle que debía pensarse para el futuro de los locales mencionados es el agua, que proviene de las fuentes de abasto de la capital avileña, teniendo al lago conocido como La Turbina a escasos metros, pero con el vital líquido contaminado; no se concibe que nada se haya avanzado en cuanto al saneamiento de ese espejo.

En diálogo con trabajadores de las instalaciones se notan coincidencias en cuanto a la falta de comercialización por detalles elementales: la gente no acude en las noches por la lejanía, la oscuridad y las escasas ofertas, sin embargo, esos horarios se han hecho ideales para diversas fechorías.

De poco servirá al Parque de la Ciudad si se convierte en pastizal para equinos sin que sus dueños sean multados y con la dificultad de que en medio de un paseo usted reciba una invasión de garrapatas, mientras nuestro modesto Malecón pierde el encanto por la suciedad y el agua resulta opacada por las malanguetas que bien pueden aprovecharse en otros objetivos.

La aspiración de que el Parque de la Ciudad crezca late en la mayoría de los avileños, pero si el deterioro acecha, debemos sacar el enanito que Silvio Rodríguez legó al imaginario cubano e instalarlo en nuestras manos, cerebro y corazón: la obra todavía no está terminada; se la debemos a las generaciones que nos sucederán.


Comentarios  

# Erik 08-01-2018 16:42
Ojalá que este buen trabajo de Rigoberto Triana Martínez sea leído por las autoridades competentes y no dejen destruir este hermoso lugar como ha sucedido con tantas cosas, pues como es lógico por el paso del tiempo requiere mantenimiento, pensar siempre en crear nuevas áreas y situar custodios responsables que multen como debe ser, y se castigue a los malhechores.
Responder | Responder con una citación | Citar
# barbaro martinez 08-01-2018 16:49
MERIDIANO articulo, el primero que leo que toca el tema de la CONTAMINACION.
y que hacemos con los que tenian la OBLIGACION de VELAR por la CALIDAD.
cuantos recursos TIRADOS.
ahh , y no existen leyes para INDEMNIZAR por danos y perjuicios. se APLICA ?
no es la primera vez que alli se construyen ''cosas'' que despues incluso ni se terminan.
por fa , pongale como nombre.
La Turbina parque de la ciudad, cuidemos la tradicion.


brmh
Responder | Responder con una citación | Citar
# Maribel 08-01-2018 19:42
Yo creo que el termino acechado es muy suave Rigoberto. El parque lo están destruyendo y contaminando a pasos agigantados.
Así qué no te asustes si en unos pocos meses más luce como un enorme vertedero que garantizará la crianza de roedores y vectores transmisores de enfermedades.
Responder | Responder con una citación | Citar
# Kamilo 09-01-2018 07:24
No hay mas remedio que cambiar la administración actual del parque,si su vista de lo que pasa no le dan fe del deterioro,a las criticas le harán oídos sordos,es responsabilidad del gobierno municipal y por ende del provincial tomar medidas urgentes para erradicar todo esto,¿pero que pasa?ahora vienen los cambios de las asambleas municipales y provinciales y habrá que ver la rapidez con que tomen este asunto y de paso exigirles a los responsables de las chapuzas constructivas que en vez de servir a los proyectado,han creado una mala imagen
Responder | Responder con una citación | Citar
# Ernesto René Salcedo Rocha 09-01-2018 07:44
Que pena , buen trabajo Triana , espero una reacción de las autoridades que tienen este encargo social ...
Por qué no se sostiene lo logrado .
Quienes son los responsables .
Que medidas organizativas y administrativas se toman con las personas que tienenestos encargos sociales y no las cumplen ...La imputabilidad de respónsabilidades de quienes son .
Lo que sae hace contanto esfuerzo y sacrificio en recursos humanos y materiales debe cuidarse , porque el pueblo exige eso y los que tienen esos encargos sociales , deben responder por el manejo indadecuado de esos recursos .
Que pena ....
Prof Ernesto Salcedo Rocha .
Responder | Responder con una citación | Citar
# barbaro martinez 09-01-2018 17:07
existe en pinar del rio el SITIO la guira, construido por un CAPITALISTA de apellido Cortina,es un lugar BELLO . CELIA se encargo de mismo y lo que antes era de un hombre ahora es del PUEBLO.
por fa, arquitectos y DECISORES visiten el lugar .
tiene La TURBINA, el parque de la ciudad ,ADMINISTRADOR ? ,tiene custodios ?
deberia ser un lugar donde la NATURALEZA tenga mayor PROTAGONISMO, un lugar como el laberinto lo DEMOLIERON y ahora donde vendian plantas DESAPARECIO.
desde que paso el ciclon y derribo unas cañas bravas estas aun se encuentran ''agonizando'' tiradas en el pantano ,no hay sensivilidad ecologica.

brmh
Responder | Responder con una citación | Citar
# barbaro martinez 09-01-2018 17:51
periodista, llegate por el circulo social y entra a lo que un dia fue el CABARET Las Piñas el segundo tropicana de CUBITA la BELLA.
esta en RUINA y la piscina ni te imaginas !!!!!!

brmh
Responder | Responder con una citación | Citar
# Kamilo 11-01-2018 06:49
Periodista,destapastes la caja de pandora,ágora es necesario que sigas la respuestas de las autoridades a esto,la turbina y sus alrededores fue un orgullo para los avileños hasta que calló en manos de estos incapaces y si siguen ahí dentro de un año sera un/amarradero de caballos de los carretoneros,¡¡Paren esto a tiempo!! Aunque se tenga que mover cielo y tierra
Responder | Responder con una citación | Citar
# Eduardo Navarro Rodriguez 15-01-2018 12:26
Muy bueno el tema Rigoberto, a propósito hace poco estuve de visita en mi terruño querido de Baraguá y vi con muchisima tristeza lo destruido que está el emblematico e histórico Parque del Centro del Batey del Central Ecuador, los bancos de granitos los han destruido y nada, lo reparan y lo vuelven a romper porque ya nadie cuida nada, ya quedan unos pocos bancos originales de granito que estaban dedicados con escrituras a personalidades importantes de tiempos de antaños, todo lo han destruido, recuerdo con nostalgia la época de los 80 un señor orate que todo Baraguá conocia por ¨Julio el Loco¨que su enfermadad mental le dio por cuidar el parque y se pasaba horas conversando con el apostol frente a su estatua, nosotros nos reimos de eso, pero no habia quien arrancara una mata del parque porque Julio el Loco le salia como un erizo, Ojalá en estos tiempos hayan locos que hagan lo que hizo por años ese bendito hombre.
Responder | Responder con una citación | Citar

Escribir un comentario


Código de seguridad
Refescar