Lunes, 24 de septiembre de 2018 12:13 AM

Rosilla Nueva, un espacio necesario (+Post)

Un taller que en los últimos 10 años ha combinado conocimientos y disfrute para los más pequeños

Porque 10 años parecen demasiados en que pocos vaticinaron que el taller Rosilla Nueva, con sede en el antiguo cine Ávila Cinema, de la ciudad de Ciego de Ávila, lograría sobreponerse a estrecheces y vaivenes para llegar intacto hasta la primera semana de julio de cada verano, cuando la desvencijada sede de la compañía Teatro Primero se transforma en un sitio donde ni el calor ni el bullicio amedrentan la risa.

La idea salió de la Sociedad Cultural José Martí que aspiraba a motivar desde los primeros años de vida el amor hacia la obra martiana y buscó apoyo para concretarse en el Frente Infantil Pelusín del Monte.

De modo experimental arrancó la primera edición y el éxito demandó otras. Desde entonces, el proyecto original ha pasado por varias manos y ha evolucionado hasta ser una suerte de propuesta alternativa que no solo combina conocimientos y diversión, sino que actúa como catalizador de las buenas prácticas en una zona con un entorno sociocultural complejo que demandaba de un auxilio inmediato.

Acompañados de familiares, que esperan hasta el último aplauso o van confiados a casa, llegan desde niños de cuatro años hasta adolescentes, movidos todos por la misma sensación: experimentar el teatro.

Una vez adentro, las sensaciones se trastrocan y comienza el disfrute. Ejercicios de voz para perfeccionar la declamación, hacer surgir sobre el improvisado escenario hasta los más tímidos, y crear objetos artísticos a partir de papier maché u objetos en desuso son los retos primarios.

Teatro PrimeroEl trabajo en la escenografía inició con antelaciónDespués, el “guion” se complejiza y comienza hablarse de personajes, posturas y entonación.

Ese es el gancho, pero la práctica le ha demostrado a Mailín Cabrales, Directora Artística del taller, que los niños se motivan con facilidad y se adaptan a las dinámicas propuestas, por eso, terminan recitando Versos Sencillos con fluidez e interpretando con desenfado su personaje en la gala de clausura.

En esta oportunidad, cuando celebran sus 10 años de labor, han dedicado el espacio a la declamación, a cargo del profesor Carlos Ramos Rizo; a la magia, con Víctor Agüero y a los trabajos de apreciación del títere de mesa. Presentarán además, una versión teatralizada del popular cuento Meñique, cuya autoría corresponde al escritor francés Edouard René Lefebvre de Laboulaye y recogido por José Martí en el libro La Edad de Oro con este título.

“El taller ha tenido un impacto favorable en la comunidad y la respuesta de los niños es excelente. Por eso, el número de personas enroladas en su planificación ha crecido y, en este sentido, tenemos mucho que agradecerle a los artesanos José Luis Triana, Pablo Bustamante y Diana Fundora quienes nos acompañan durante el montaje de la pieza.”

La clausura está prevista para el domingo 8 de julio, en la Biblioteca Provincial Roberto Rivas Fragas, donde se exhibirá la representación teatral y los pequeños serán homenajeados para cerrar una semana, que deberá esperar otros 12 meses para retomar a las carteleras culturales.

No solo porque resulta casi improbable imaginar a casi 20 pequeños que, en lugar del celular o la laptop, prefieren las narraciones orales y las manualidades, sino por el derroche de amor y paciencia de quienes lo organizan, es que Rosilla Nueva ha sabido persistir y aunar voluntades.

Aun cuando los síntomas de cansancio pudieran ser evidentes, la propuesta de renueva y saca lo mejor de sí para continuar en sincronía con los más pequeños, público bien sincero, que si retorna cada verano, por algo será.

Reconocimiento a la Compañía Teatro Primero por haber recibido la Réplica del Machete del Generalísimo Máximo Gómez que...

Posted by Teatro Primero on Saturday, December 10, 2016


Escribir un comentario


Código de seguridad
Refescar